Historias de perros

Lía

22/01/2021

Antes de que llegara Lía todo el mundo pensó que no era buena idea, que sería una locura, ya que iba a pasar mucho tiempo sola, pero llego cuando más lo necesitaba y aun no lo sabía.

Se adaptó muy bien a cada situación que la vida nos puso y la supero todas con creces, fue una época mala y aun quedaba lo peor por llegar. Gracias a ella comprendí el mundo de otra manera, me abrió los ojos y me hizo sentir un amor sin condiciones. Me salvo de muchos días malos y se lo debo todo.

Lía es dócil, buena, cariñosa, empática, amable, con todo el mundo, comparte todo lo que tiene con otros perros incluso aunque no los conozca, ¡hasta la comida!, es muy lista y aprende muy rápido. Es muy juguetona, a la vez que dormilona, le encanta la playa o el rio, donde haya agua ella es feliz, es un pescaito y nada muy bien, lo de bucear aún está por ver…jajaja.

Su primer día en casa se hizo pipi en mi cama, aunque ese día no fue gracioso, ahora lo recuerdo como una anécdota. Desde ese día dormimos abrazadas y no lo ha vuelto hacer.
Cada día con ella es un aprendizaje y una aventura, nunca se cansa de recibirme en la puerta haciéndome la mayor fiesta del mundo, moviendo su culito.

Somos un equipazo. Somos inseparables.

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply